Quienes somos   |   Que es la A.R.?   |  Preguntas Frecuentes   |   Donaciones  |  Testimonios   |  Medicamentos   |  Actividades   |  Talleres   |  Links  |   Contactenos

                  

  Misión  .  Comisión Directiva  .  A.M.A.R. en el Interior  

   

Testimonios


Testimonio de Maria


¡Hola!...Soy Yo...la renacida María Luján, una nueva luz vuelve a cernirse sobre el horizonte, no estoy sola!! A alguien más le pasa lo mismo que a mí.Mucho me costó entender esto de la ARTRITIS REUMATOIDEA, primero y ¿porqué a mí?, claro y ¿porqué no a mí?, hacía ocho años que sufría dolores en distintas articulaciones, pero casi tres que había dado positivo para la artritis y empezó mi calvario....que Hidroxicloroquina + Metrotexato + antinflamatorios diversos + corticoides y otros (luego flunomida en lugar de metrotexato). Aún con todo este arsenal los dolores no cesaban y me despertaban en mitad de la noche. Mas....algo cambió una nueva opinión médica enfatizó que solo el 30% estaba cubierto con los medicamentos el 70% restante debía analizarlo y tomar los recaudos necesarios en cuanto a:

1.- Terapia física, con Terapeuta Física especialista en Artritis Reumatoidea.
2.- Terapia ocupacional para aprender a manejar las cosas de todos los días.
3.- Apoyo psicológico para revisar el “baúl de los recuerdos”.
4.- Comunicación espiritual (cualquiera sea la religión que se profese).
5.- Actividad física según lo indicado (excelente es la natación).
6.- Cuidar el sobrepeso.
7.- Mantener una ocupación dentro de las posibilidades de cada uno.
8.- Descansar, no olvidando la siesta.

Yo agregaría a todo lo que me indicaron, no olvidarse de reír, la risa genera endorfinas (de las endorfinas también me hablo el Dr.)¡tan útiles para nuestro organismo! Claro...pensaba...con la depresión + el dolor ¡quién puede reír! y ¿la música? También nos acompaña en los momentos difíciles. Y re-descubrí que al ayudar nos ayudamos.
El Médico que me atendió me habló de un Grupo de Ayuda sobre la Artritis y me sugirió que me incorporase a la misma.

Formar parte de A.M.A.R., representó para mí el no estar sola en esta lucha diaria, encontrar apoyo psicológico, terapia física y ocupacional, gimnasia conciente y expresiva, arte terapia, asesoramiento jurídico en discapacidad y otros talleres con profesionales que trabajan por ayudarnos a estar mejor, me sorprendió y aún sigue sorprendiéndome ya que todos asumen un compromiso de vida puesto al servicio del prójimo.

Hace cinco años que pertenezco a la Asociación A.M.A.R. (Ayuda Mutua para Pacientes con Artritis Reumatoidea, día a día me interiorizo de los avances y nueva medicación para la Artritis, he mejorado mi calidad de vida a través de la terapia física, he mejorado la forma de alimentarme a través de charlas sobre nutrición, he ampliado mi grupo de amigas (festejamos los cumpleaños, salimos y viajamos ) y sobre todo tengo confianza en los médicos que me atienden y además recibo apoyo psicológico grupal e individual. Agradezco a la Institución las Charlas Médicas con Profesionales del Servicio de Reumatología del Hospital, de nuestro Asesor Científico y de otros Profesionales que se acercan a brindarnos mayor información dirigidas a quienes sufrimos la enfermedad y a los familiares que nos acompañan en la vida diaria.

Volver a empezar.!!!.....desde un nuevo lugar.!!!....siendo la misma.!!!....el corazoncito no cambia.!!!... algunos años pasaron.....¡mas....es tiempo de re-comenzar!....

 

María Luján Domingo

 



Testimonio de Silvia

Mi nombre es Silvia Castano, tengo 57 años y hace 22 años que me diagnosticaron Artritis  Reumatoidea.

Los primeros años me trate con medicación homeopática, la cual no me favoreció en nada, porque la enfermedad avanzó y se adueño de mis articulaciones, afectando principalmente, las rodillas hasta dejarme imposibilitada para caminar; entrando en un estado depresivo.

En el año 2003, mis hijas buscando en internet, alguna solución para mi enfermedad, se comunicaron con el grupo A.M.A.R., Capital Federal, A partir de ese momento ellas me acompañaban cada martes y jueves a participar de las reuniones y talleres de autoayuda.

En A.M.A.R., me fueron informando cada uno de los beneficios y posibilidades para tener una mejor calidad de vida.

En el año 2005 me operaron de una de mis rodillas y en el 2007 de la otra, obteniendo de cada operación un excelente resultado.

A partir de ese momento, con la medicación adecuada y la contención del grupo, mi vida cambió por completo.

Me convertí en una persona independiente capas de movilizarme por mi misma sin impedimentos, poder ayudar a mis pares e informarles a todos mis conocimientos, aprendidos en el grupo.

Agradezco al Grupo A.M.A.R., por todo lo que pude lograr en estos últimos años, y por el cariño y la contención que ellos me dieron.

                                                                                                                                 Silvia.

 

 

 

www.artritisreumatoidea.org